23 mar. 2011

I love NYC

Es la última noche en BA. Mañana a la mañana partimos rumbo a NYC!
No puedo creerlo, el viernes voy a estar desayunando en la ciudad de mis sueños. 
Estas últimas dos semanas se me complicaron bastante, estuve muy ansiosa por un lado, y por otro algo angustiada. Me atacó la alergia por todo el cuerpo y siempre tenía cara de no haber dormido nada. No pude descansar muy bien, no lograba desconectarme ni de día ni de noche. Como el panorama no resultaba muy alentador estuve un poco desconectada. 





Asi y todo una noche preparé estas crepes de verdura, rápidas y fáciles de preparar. Y además de todo, livianas! De eso se trata no? de cuidarse pero de comer rico a la vez, existe la falsa creencia de que comer verduras es feo y aburrido, si vos pensás así, probablemente te estés perdiendo algún sabor nuevo.

Para empezar necesitamos preparar las crepes. En este caso me ayudo Chicho. Usamos la receta de Doña Petrona, para ello necesitamos 2 huevos, 220 gr.de harina y 1/2 litro de leche. Manteca para la cocción.

Batir los huevos, agregar el harina e integrar todo. Añadir la leche y revolver hasta formar una pasta lisa y líquida. Se cocinan en una sartén pequeña a la que se le añade siempre un poco de manteca, se vuelca un cucharón de la preparación en el centro, se sirve rápidamente hasta que cubra todo el fondo y se cocina hasta que se desprenda por si solo, asi de cada lado. Los podés encimar para que no se sequen. Podés usar la receta tanto para rellendo dulce o salado.



Para el relleno usé 2 paquetes de acelga y 350 gr de ricota. Sal, pimienta y un toque de nuez moscada. Cociné la verdura al vapor y luego mezclé con el resto de los ingredientes, procesé y listo!





Dejé que las crepes se enfriarán y luego procedí a rellenarlas.
Salieron 12 bien contundentes! Si querés podés freezarlas y dejarlas listas para uno de esos días en los que llegas cansada y no tenés ganas de nada.




Me voy a disfrutar de mis vacaciones, que disfruten de las crepes!

12 mar. 2011

Sin alternativas

No tuve opción. Llegaron a casa unas berenjenas espectaculares (que obviamente consiguió mi proveedora oficial, mi Madrina). Sospecho que antes de la entrega las lustraron con Blem o algo por el estilo porque brillaban más que un mueble recién encerado. Por otro lado una de mis cuñadas me mandó una receta cuyo principal ingrediente es esa verdura morada. Además de fácil y rápida, afrodisíaca!! Qué más se puede pedir!
Me he hecho fiel consumidora de esta hortaliza, y en diversos modos de cocción, desde conserva hasta cosas nuevas como esta preparación que les voy a compartir. No quiero pecar de reiterativa pero resulta que encuentro en ella muy buen aporte a la dieta. Para ver más pueden ir a esta otra receta que publiqué hace un tiempito.

Entonces, para preparar Las Berenjenas del Sheik, necesitamos muy pocas cosas: ajo (un diente), 1 cebolla grande, 2-3 tomates, 2 berenjenas (of course), aceite (si es posible de oliva porque aporta más sabor), clavo de olor (es muy fuerte-usé 3 clavitos- es el toque árabe de la receta, y queda riquisimo), sal, pimienta, manteca, queso parmesano rallado (o el que tengan en casa).

Preparación: cortar la cebolla y el ajo, freírlos ligeramente en aceite de oliva, agregar el clavo de olor, sal, y pimienta. Tapar y cocinar a fuego suave por 3'. Cortar la berenjena y los tomates en rodajas gruesas.
Poner en una asadera enmantecada una capa de berenjenas, cubrir con una parte de la mezcla de cebolla y ajo, espolvorear con queso, colocar encima los tomates, volver a repetir y cubrir todo con queso.
Hornear hasta que las berenjenas estén tiernitas.



Servir con fideos, y a disfrutar! Después me cuentan como les resultó...

4 mar. 2011

Time to Celebrate

Cuando el doctor me dijo que tenía diabetes y que además era del Tipo 1, o sea insulino dependiente fue medio un shock. Un cambio de vida, para bien, pero un cambio al fin, una rutina más organizada, más cuidados, una dieta más saludable y con algunas restricciones. Luego tuve la entrevista con la nutricionista y ella me indicó que comer y que no. Lo primero que pensé es: “Ufa! no voy a tener torta de cumpleaños”, me salió la golosa de adentro al instante.
Ahora que pasaron unos meses, encontré varias opciones, no hay que desesperarse, además estoy más tranquila. Se me pasó el arrebato de las 2 primeras semanas. Mi amiga Noe me pasó una receta de un Cheescake muy bueno (ya lo voy a preparar), pero por ahora tenemos esta Tarta de Chocolate que cociné para festejar que estoy trabajando medio día, por otra parte mi control en el médico fue excelente. Además falta muy poco para las vacaciones de este año, tardías pero soñadas.
Razones para celebrar estos logros no me faltan, aunque las razones de fondo no sean las más felices.

Ingredientes
Para la base:
28 sobres de edulcorante (el de esta vez es uno en sobrecitos colorados)
90 gr de manteca
80 cm3 de leche
100 gr de mermelada dietética (visiten mi receta: Lady Marmalade)
100 gr de chocolate sin azúcar rallado grueso (la marca del chocolatero famoso)
1 cucharadita de café instantáneo
1 yema, 1 cucharadita de esencia de vainilla
3 claras
1 cucharadita de Cremor tártaro (puede ser jugo de limón o polo de hornear, en este caso obtenemos el mismo resultado con cualquiera de los 3
30 gr de harina común
Sal
Nueces

Para la cobertura:
6 sobres del mismo edulcorante
65 cm3 de leche
60 gr de chocolate sin azúcar rallado grueso.

Ahora sí estamos preparados, listos ya para empezar con la preparación:
Calentar a fuego suave la manteca junto con la mermelada, el chocolate y el café (previamente disuelto en la leche). Revolver constantemente hasta que se derrita por completo el chocolate, momento en el que se debe retirar la preparación del fuego. Por otro lado mezclar la yema, la vainilla y el edulcorante, e integrar bien con la mezcla anterior.





Aparte batir las claras con el cremor tártaro hasta que se formen picos bien firmes, momento en el que se puede incorporar al preparado previo. Alternando con el harina y la sal.
Cuando todo este perfectamente unificado, se vuelca en un molde de 20x20 previamente enmantecado, y se lleva al horno precalentado a temperatura moderada hasta que, al insertar un cuchillo en el centro salga limpio.


Mientras la base se cocina, podemos preparar la cobertura.
Les quiero decir que ya se me hace agua la boca, esto es una verdadera bomba!
Calentar la leche junto con el chocolate hasta que esté casi derretido. Incorporar el edulcorante y revolver hasta que se integre toooodoooo. Enfriar a temperatura ambiente y luego llevar a la heladera hasta que esté lo suficientemente duro como para untar la tarta.



Desde Junín, les deseo muy buen fin de semana largo!!!

1 mar. 2011

Carpe Diem

Hoy empecé mi  jornada laboral como part-time. Se ve que mi cuerpo ya lo nota porque el azúcar amaneció muy bien. Estoy tranquila con la decisión, y más aún con el hecho de haberlo conseguido, fue todo un logro, una ardua negociación con mi jefe.
Ahora tengo más tiempo para cocinar, dormir, leer, aprender a manejar, planear nuevos viajes (hay que aprovechar tanto fin de semana largo) y estar con mi familia…
¡Será así por los próximos 6 meses, así que a disfrutar mucho!
Para festejar voy a cocinar un brownie de bajo contenido glucémico, espero poder sorprenderlos con el resultado. Pero por ahora, les dejo esta excelente canción de Queen!